El parque Gulliver reabre sus puertas tras completar la primera fase de su restauración

El parque Gulliver reabre al público tras haber finalizado la primera fase de su restauración, centrada en la renovación de jardines, la adecuación de la puerta y la reparación del sistema de riego.

Setenta metros de toboganes, rampas, escaleras y mucha diversión constituyen a la gran atracción del muñeco Gulliver situado en pleno Jardín del Turia. La escultura representa el momento en el que el protagonista de “Los viajes de Gulliver”, novela escrita por Jonathan Swift en 1726, llega al desconocido país de Lilliput.

Inaugurado el 29 de diciembre de 1990, recrea en tres dimensiones el personaje creado en 1726 por Jonathan Swift, con 68 metros de largo y 9 de altura, una obra del arquitecto Rafael Rivera, el artista fallero Manolo Martín y el ilustrador Sento Llobell que representa el momento en que Gulliver acaba de llegar al país de Liliput y ha sido atado a tierra por los liliputienses.

 

Las obras de esta primera fase, que se han prolongado durante dos semanas, han consistido en la limpieza de los árboles y vegetación, resiembra del césped, reparación del sistema de riego y la reposición de arbustos.

En el último trimestre del año se mejorará la seguridad del «ninot», con la renovación y ampliación de las zonas cubiertas, y también se hará la restauración de las maquetas y la remodelación de la entrada principal.

A lo largo de 2018 y 2019, se acometerá la restauración de la instalación, pero por zonas para no cerrar el parque, y se hará un mantenimiento para conseguir recuperar los colores originales del Gulliver.

 

 

 

You must be logged in to post a comment